Cambiar la potencia contratada: ¿cómo saber si estoy usando menos de la que necesito?

Cambiar la potencia contratada: ¿cómo saber si estoy usando menos de la que necesito?

Las claves para escoger la mejor potencia contratada

La potencia eléctrica que cada hogar necesita depende de los hábitos de consumo de cada uno, de la cantidad de electrodomésticos que haya y hasta del número de ocupantes de la vivienda.

La potencia media contratada es de 4,4 kW para un consumo de 3.000 kW, pero ¿necesita todo el mundo lo mismo?

¿Cómo sé si tengo la potencia contratada que necesito?

Así se puede estimar la potencia más adecuada para una vivienda:

1. Sumar el consumo medio de todos los electrodomésticos de la vivienda para conocer el consumo total (CT). Por ejemplo:

  • Televisor del salón: 275 W
  • Nevera: 300 W
  • Vitrocerámica: 1450 W
  • Horno: 1700 W
  • Microondas: 1200 W
  • Lavavajillas: 1850 W
  • Lavadora: 1800 W

En este caso, la suma del consumo de todos ellos sería: 8.575 W

2. Se divide el consumo total entre el factor de simultaneidad (FS). Se aplica para saber cuántos electrodomésticos se utilizan a la vez. El FS de normal es 3, es raro que estén funcionando 6 a la vez. Es decir: 8.575 / 3 = 2858,33 W = 2, 85 kW.

3. Este resultado indica la potencia que se necesita contratar para ese consumo concreto. Aunque lo recomendable es sumarle un 1 kW por electrodomésticos concretos como la plancha, que es uno de los electrodomésticos que más consume, la iluminación, secador, etc.

Otra forma de estimar qué potencia se necesita, es a través del contador, o la última factura de la luz, que indica la cantidad de kW consumidos. Al tener la cifra total de W consumidos solo hay que volver a dividir esa cantidad entre el factor de simultaneidad.

¿Qué potencia de luz debo contratar?

El nivel de potencia recomendada para cada vivienda depende de varios factores:

  • Cantidad de electrodomésticos, uso de los mismos, y número de personas que conviven. No es igual la demanda eléctrica de una sola persona que, por ejemplo, pone la lavadora una vez a la semana, que la requerida por 4 habitantes que necesitarán más lavadoras y tendrán horarios de consumo distintos.
  • Tamaño del inmueble.
  • Tipo de iluminación de todas las estancias de la vivienda, ya que, por ejemplo, usar bombillas de bajo consumo puede marcar una diferencia importante.

¿Cómo afecta la potencia contratada a la factura?

En la factura de la luz aparece reflejado el coste de la potencia contratada (kW) y este precio varía según se trate de una tarifa del mercado libre o regulado.

En la factura de la luz, la potencia contratada delimita la cantidad de electricidad que se puede consumir en un instante determinado. A mayor coste de la cuota, más electrodomésticos se pueden usar a la vez.

Aparece como término fijo ya que no depende del consumo. Es decir, se paga un importe por cada kW de potencia contratada y por ello es clave ajustarla al nivel adecuado. Son muchos los que acaban pagando de más en la factura de la luz por una potencia excesiva que no necesitan.

Claves para saber si tienes la potencia contratada correcta

La potencia contratada es un término que marca la diferencia de precio de la factura y saber si tienes la correcta o no es fundamental.

  • Si la potencia contratada es demasiada elevada, se verá en la factura de la luz por el precio excesivo.
  • Si la potencia contratada es demasiado baja, saltará a menudo el sistema de control de potencia, es decir, los plomos.

¿Cómo aumentar la potencia contratada?

Para aumentar la potencia contratada de una casa, segunda vivienda o un local, hay que ponerse en contacto con la comercializadora actual de luz y presentar los documentos correspondientes:

  • Nombre y DNI del titular del contrato.
  • El código CUPS.
  • Dirección del punto de suministro, es decir, la dirección de la vivienda.
  • Potencia contratada y la que se quiere contratar.
  • Cuenta bancaria.
  • Boletín eléctrico, según el caso.

Una vez realizados los trámites, un técnico de la compañía acudirá a la vivienda y procederá a realizar el cambio modificando el ICP (Interruptor de Control de Potencia). El proceso tarda entre unos 15 y 20 días hábiles.


¿Tienes alguna duda? Háznosla llegar a través de nuestro Buzón del Experto, estaremos encantados de responderte.

Últimos posts

¿Cuánto consume una cocina de inducción?

Analizar el consumo de una cocina de inducción, así...

Casas eficientes: consigue un hogar más sostenible

Si tenemos que hacer una obra en casa, estamos...

¿Cuánta electricidad consume un hogar en España?

El consumo de electricidad en una casa varía todos...

Instalación de bomba de calor en tu piso: Una alternativa eficiente y sostenible

La Unión Europea está liderando el cambio hacia una...